Mama Social Media

Fuera Chupete

9 comentarios

Chupes bebes

Hevea Baby

Muchos son los padres que aprovechan esta época del año con la llegada de Papa Noel, o con los Reyes Magos, para hacer que sus hijos se deshagan de su bien mas preciado, aquel que le calma las encías cuando le están saliendo los dientes, o cuando pillan un berrinche o simplemente les ayuda a dormir tranquilos….su CHUPETE, mediante miles de historietas, argumentos, juegos, etc…

El caso de mi hija Lola, no tuve que esperar a las Navidades, aproveche este verano cuando aun no había cumplido los dos años para quitárselo  y lo hizo ella solita, y es que se dedicaba a darle bocados y romperlos así que de los seis chupes que tenia cada vez que rompía uno, yo le decía que estaba roto, que ya no servia y que había que tirarlo a la basura, y ella aun así se lo ponía en la boca, pero al darse cuenta que estaba roto y la textura había cambiado, decía “no gusta” y lo tiraba a la basura, así uno tras otro…y lo conseguí, alguna noche lo echaba de menos pero yo le guardaba el menos mordisqueado pero que sabia que no le iba a gustar, y cuando lo pedía se lo daba, y ella misma luego lo escupía, así que de esa forma dejo de tener chupe.

Hay otros padres como por ejemplo mi amiga Rebeca, mama de dos niños, Pablo de dos años y medio, y Jaime de siete meses, que aun no han podido conseguirlo y y como nos cuenta a continuación el ultimo intento fue hace unos días con la llegada de Papa Noel.

“Hace una semana, siguiendo la fórmula de mi compañero de trabajo, le cuento a Pablo durante unos días  que el 24 viene Papá Noel y se lleva los chupetes para otros niños más chicos y a cambio deja regalitos…el pobre convencido, ese día colocamos todos sus chupetes una cestita bajo el árbol de Navidad y nos fuimos a su cuarto un rato y al bajar vio que ya no estaban y a cambio multitud de regalos bajamos con los que estuvo disfrutando un buen rato hasta que se caía de sueño, y lo llevé a su cama, y ahí empezó la agonía, no pudo soportar ni media hora, porque encima, angustiadísimo, hablaba con una claridad que más pena me daba, explicando, “¡claro!  no había chupetes porque se los había llevado Papá Noel” y que él aún así quería un chupete, el que fuera, que le daba igual Papá Noel, los regalos y los niños chicos que no tenían chupete…. y al final no pude más y le dije que creía que el hermano tenía por ahí un chupete guardado y que si él quería se lo prestaba… se le cambió la cara, puso una sonrisa que no os podéis imaginar… y ahí está, con un chupete enano al que adora y sólo usa unos minutos al día… hasta dentro de unos meses que intentaré la técnica que me contó otra madre, que es decirle que el chupete está viejo y hay que tirarlo y que él lo tire a la basura (y yo lo tendré que rescatar y lavar y guardar para el próximo posible berrinche)….a ver qué tal esa “fórmula infalible”. Lo que tengo claro es que no puede ser que en unos meses llegue un extraño a casa, le quitemos el pañal, le saquemos de su cuna, le quitemos el chupete…son muchos cambios para un niño que, no lo olvidemos, sólo tiene 2 años y medio…. y, que quede claro, mi compañero duerme a veces con su hijo en su cama….y mi hijo no sale de la suya…como dije antes, cada madre, cada padre, cada hijo, cada situación, es un mundo…”

Así que aquellos que no habéis podido conseguir que los niños digan “adiós chupe” dentro de poco llegan los Reyes Magos y puede ser un buen momento….ya me contareis.

Anuncios

9 pensamientos en “Fuera Chupete

  1. Pobre Pablete, tiene que ser un sufrimiento, pero al final lo conseguirá!!

  2. Yo no os puedo ayudar mucho con este tema la verdad, porque mi hijo nunca ha sido muy “chupetero”. Solía quedarse dormido con él puesto y después lo escupía rápido, pero también a veces se dormía sin nada, así que cuando mi sobrina Lola dejó de usarlo se lo quité a él también, más que nada porque si no lo veía no se acordaba, pero como viese a la prima con chupe… ¡¡Malo!!
    De pronto un día dejé de dárselo y amenacé a la familia para que no se lo diesen en la siesta y ¡ya está! a la semana me dijo un día haciendo como el que llora: “chupe”, y le dije: ¿qué chupe? ¡¡si tu chupe se lo llevó un pajarito!! (no se por qué dije eso, lo primero que me salió) y ahí quedó todo.
    El siguiente paso (dejar el bibi) todavía no me lo he planteado ¡¡espero tener la misma suerte!!

  3. Tienes razón Ana, lo siguiente… Operación FUERA BIBI!!

  4. Yo hago lo contrario… intentar que coja el chupete!!!! Y no hay manera, con casi tres meses no lo hemos conseguido, y mira que se lo ofrecemos para que se duerma mejor o se tranquilice cuando esta nervioso… Si alguien sabe algun truco…

    • Hola Laia, pues yo creo que no debes preocuparte, aun es pequeño, y a lo mejor no sabe como cogerlo, porque no pruebas en mojarlo en la leche del bibi, o si le das el pecho, pues con tu leche…se me ocurre!!!…o manténselo tu puesto y dándole golpecitos pequeños mientras lo achuchas…a ver qué tal, de toda manera preguntare por ahí.
      Un saludo.

    • A mi hijo también le costó mucho coger el chupete. Yo le ponía muchas ganas pero me di cuenta que no me podía empeñar. Cada niño tiene sus manías. Creo que fue cuando le quite el pecho cuando empezó a cogerlo. Y ahora con 15 meses sigue con el para dormir o cuando llora pero nunca lo pide. También se lo pongo para evitar que se meta cosas en la boca. Creo que no me costara quitárselo pero también se que me puedo llevar una sorpresa. Así que apunto vuestros consejos. 😉

  5. “Yo la verdad es que no puedo aún comentar mucho acerca de experiencias, ya que fui madre hace hoy exactamente 7 meses, la edad que tiene mi hija Carlota. Lo único que puedo contar hasta el momento es lo que llevo vivido y es que soy feliz con mi hija. Mi madre me dice que una niña igual no voy a tener, porque más buena no puede ser. Aún no sé lo que es un llanto desconsolador, ni una fiebre, ni una mala noche (aunque sé que todo llegará). Le dí pecho hasta los 6 meses, que es cuando volví a incorporarme al trabajo, la verdad es que se ha alimentado genial con la leche materna, como he dicho, hoy cumple 7 meses y va por 9 kgs. ya, ¡¡es toda una regordeta!!

    Cuando quiera quitarle el chupe, seguiré el consejo de mi madrina, madre de 8 hijos y con mucha experiencia. Ella, al año y medio de cada uno de sus hijos, los cogía y hacía que ellos mismos tiraran el chupe; cuando por la noche lo pedían, ella les recordaba que lo habían tirado y que ya no habría más chupe. Normalmente se conformaban, pero si alguno berreaba, siempre tenía uno guardado por si las moscas. Siempre me dice que no desespere con nada, que los niños actúan por costumbres, lo del chupe en 2 días está olvidado. ¡¡Eso espero el día que me toque!!”

    • Estoy totalmente de acuerdo, los nños actúan por costumbre. Según dijo una vez un pediatra, “los niños cuando nacen tienen la memoria de una mosca” sin embargo ¡¡lo pronto que se acostumbran por ejemplo a dormirse moviendo el carro!! Y es que los niños no tienen memoria, ¡¡pero lo pronto que se acostumbran a todo!!
      Y esto, aunque algunas veces sea un inconveniente porque se acostumbren a estar en brazos, a dormir contigo, a no estar solos, etc, yo lo veo como una ventaja.
      Es una ventaja porque son capaces de adaptarse mejor que nadie a situaciones tanto difíciles como podrían ser un cambio de ciudad, de colegio o un divorcio, como a otras más livianas como es dejar el chupe, dormir solito, etc.
      No digo que no lo pasen mal, sino que lo asumen y se adaptan mejor cuanto mas pequeños son.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s